• eps
  • eps para mascotas
  • medicina prepagada para mascotas

¿TU MASCOTA SE ESTA RASCANDO MUCHO LAS OREJAS? 8 SIGNOS QUE INDICAN QUE TU MASCOTA PUEDE TENER OTITIS

La otitis canina es la afección del oído más común en los perros, puede hacerse crónica y la mayoría de las veces puede ser prevenida eficazmente con una sencilla rutina de higiene. En un oído sano el conducto auditivo se torna de un color rosado, no produce mal olor y la mascota no de sacudir su cabeza ni rascar las orejas de forma frecuente. La inflamación de los oídos se denomina OTITIS.

 

¿COMO DETECTAR LA OTITIS EN TU MASCOTA?

  • Olor fuerte que proviene de la oreja.
  • La mascota ladea la cabeza hacia el lado de la oreja afectada o agacha las orejas.
  • Las mascota intenta rascarse continuamente
  • La mascota sacude mucho la cabeza
  • Al acariciarle la zona se queja de dolor
  • La piel de la oreja está irritada y enrojecida
  • Al pasar una gasa por la oreja recogemos pus, cerumen y o secreción de color amarilla marrón o negra.
  • A la mascota le cuesta responder a señales auditivas

    RECUERDA: Siempre que detectemos estos signos debemos acudir al veterinario para que examine a tu mascota, determine las posibles causas y pueda formular un tratamiento adecuado.

    ¿CÓMO EVITARLO?

    Utilizando semanalmente un limpiador auditivo de la siguiente manera:

    • Aplicar una pequeña cantidad del liquido en el interior del oído de nuestra mascota masajeamos la zona con delicadeza y con una gasa o toallita húmeda limpiamos el interior auditivo y cuando salga completamente limpia habremos terminado la sesión. De esta manera y en sólo 3 minutos podremos prevenir posibles problemas de oído fomentados por la falta de higiene.
    • Durante el baño, trata de evitar que entre agua en sus oídos. Es muy importante que seques bien las orejas de tu mascota tras el baño. Si el agua entra en el oído sécalo suavemente con una gasa.
    • Los cuerpos extraños también pueden provocar irritaciones o infecciones en el oído de tu mascota Las semillas, polvo, pasto etc, se enganchan en el pelo que rodea el oído y caen en los conductos, cepilla bien por debajo de las orejas, sobre todo al regresar de algún paseo por la naturaleza.

 

comments
0
Nueva llamada a la acción